top of page
Buscar
  • Foto del escritorCDA Lares

Lo Más Importante Es El Amor

porque toda la ley en esta sola palabra se cumple: amaras a tu prójimo como a ti mismo. - Gálatas 5:14

Como cristianos, hemos escuchado el mandamiento de amar al prójimo, pero ¿quién es el prójimo? Nuestro prójimo puede ser incluso un completo extraño del que no podemos esperar nada a cambio. También nuestro vecino, nuestro familiar, o nuestro compañero de trabajo. Son esas personas con las que interactuamos todos los días. El mandato de Cristo significa ser prójimo de todos. Pero ¿qué significa realmente este mandato de amar a tu prójimo como a ti mismo? Amar al prójimo implica aprender a entender a este mundo roto, falto de amor. Y la única forma de amarlo es cuando el amor de Jesús está en nosotros.


Cuando nosotros como cristianos demostramos el amor de Dios a los demás. Cuando dejemos de pensar en nosotros primero y busquemos darle bienestar a los demás. Si no comenzamos nosotros ¿quién lo va a hacer? Sabemos que amar al prójimo no es fácil, más cuando hay prójimos difíciles. Es fácil amar a la gente buena, a la que nos ayuda, y al que nos demuestra que nos ama. Pero que difícil amar al que nos hace daño. A nuestro enemigo. Sin embargo, Dios dijo ama a tu prójimo, tanto al bueno como al malo. Y ámalo como usted mismo se ama.

así que todas las cosas que vosotros queráis que los hombres hagan con ustedes, háganlas ustedes con los hombres.- Mateo 7:12

Trate a los demás como usted quiere que lo traten. ¿De qué nos sirve decir “yo los amo a todos y ellos lo saben” cuando sabemos que el amor no se dice, se demuestra con hechos? Cuándo estas en cercanía de otros ¿les demuestras amor? ¿los tratas como te gustaría que te traten a ti? ¿O actúas como si no hubiese nadie a tu lado? ¿Acaso no ves a Cristo en cada uno de ellos? Cambiemos nuestras actitudes, seamos imitadores del amor de Cristo; que dio su vida por toda la humanidad siendo todos pecadores. Todo lo hizo por amor. Sigamos tan grande ejemplo.


Velemos por el bienestar de los demás; así como lo dice en Filipenses 2:4-6 (NVI): cada uno debe velar no solo por sus propios intereses, sino también por los intereses de los demás. La actitud de ustedes debe ser como la de Cristo Jesús, quien siendo por naturaleza Dios, no considero el ser igual a Dios como algo a que aferrarse. Pidamos al Señor perdón si no hemos amado a nuestro prójimo como él nos ordenó. Que nos dé una nueva oportunidad para obedecerlo, y amar a los demás como él lo desea.

 

Verdad de la Semana:

Sé un buen prójimo.

36 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

コメント


bottom of page