top of page
Buscar
  • Foto del escritorCDA Lares

Hay Espacio Para Todos

Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el mismo. Y hay diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo. Y hay diversidad de actividades, pero Dios, que hace todas las cosas en todos, es el mismo.- 1 Corintios 12:4-6 (RVR-95)

En el mundo de los influencers, encontrar tu "nicho" es como descubrir tu lugar especial: un tema o actividad específica que te hace destacar. Tu nicho es como tu tema o pasatiempo favorito. Es lo principal de lo que hablas o compartes en tus redes sociales. Ya sea moda, tecnología, fitness o cualquier otra cosa que te apasione, tener un nicho ayuda a mantener tu contenido enfocado. Encontrar tu nicho es muy útil, porque centrarse en lo que amas es mejor que intentar competir con los demás. En el mundo de los influencers, cada quién tiene su espacio. Tener un nicho te ayuda a concentrarte en algo específico, y a hacerlo bien. O sea, que desarrollas tu marca única. Cuando tienes un nicho de mercado, las personas a las que les gustan las mismas cosas que a ti estarán más interesadas en tu contenido. Es como encontrar tu propio grupo de amigos a los que les gustan las mismas cosas. Centrarte en algo que amas te convierte en un experto en esa área.


Imagina un gran espectáculo de talentos en el que todos intentan ser los mejores. Encontrar tu nicho es como darte cuenta de que eres excelente cantando y, en lugar de competir con todos, te unes a un grupo de amigos a los que también les encanta cantar. Es mucho mejor ser uno mismo que intentar vencer a los demás en todo. Cuando te concentras en lo que amas, la gente nota tu pasión y eso es mucho mejor que ganar un concurso. En pocas palabras, encontrar tu nicho es como descubrir tu voz única entre una gran multitud. No se trata de competir con todos; se trata de ser fiel a ti mismo, hacer amigos que compartan tus intereses y disfrutar de lo que amas sin ninguna presión.


De la misma forma, todos tenemos nuestro circulo de influencia. Quizás no puedes alcanzar las naciones, pero nadie más puede alcanzar a tus compañeros de trabajo. Quizás no predicas como un gran evangelista, pero hacer tu trabajo con gozo puede cambiar la visión de los que te rodean. Como somos un cuerpo, hay algo que sólo tú puedes hacer y personas que sólo tu puedes influenciar. No es una competencia, todos buscamos el mismo objetivo. Trabajamos para el mismo Reino. Entonces no te preocupes por imitar a alguien más, sino concéntrate en tu circulo de influencia, porque nadie más lo hará. En el Cuerpo de Cristo, hay espacio para todos.

 

Verdad de la Semana:

Todos podemos alcanzar a alguien.

36 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page