Buscar
  • CDA Lares

Violento Jesús

#Iglecasa #CDALares #ViolentaEsperanza

¡Alabado sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo! Por su gran misericordia, nos ha hecho nacer de nuevo mediante la resurrección de Jesucristo, para que tengamos una esperanza viva.- 1 Pedro 1:3

¿Qué momento violento te inspira? Sé que esta pregunta te puede llenar de sorpresa y duda. Nuestra mente no ve la violencia como inspiración a la esperanza. Actualmente, estamos viviendo una temporada de guerra. Un país lejano nos ha quitado la sonrisa, y hemos albergado la tristeza ante la violencia reflejada en los noticieros. Este violento evento no ha producido esperanza. Aunque quisiéramos negar el conflicto, en muchos países es normal la violencia. No pretendo hablar de cosas que no edifiquen. Quiero recordarte un evento violento que generó esperanza. Un evento violento que al tercer día nos dio un certificado de regalo para ser redimido tan pronto lo aceptes. La muerte y resurrección de Cristo tuvo, y tiene, el poder de transformar y dar esperanza.

Solo en Dios halla descanso mi alma; de él viene mi salvación.- Salmo 62:1

Jesús sufrió en carne propia el dolor de la condición humana y todas nuestras transgresiones. Soportando el proceso de ser torturado y humillado de la manera mas cruel por amor, y para darnos una verdadera esperanza de vida. (Isaías 53) La muerte no pudo con Su poder. La mayor de las esperanzas es esta única salvación, la cual nada podemos hacer para ganar o merecer. Muchos fueron los testigos del daño físico que sufrió Jesús, a tal grado que esta historia quedó evidenciada y escrita. Encontrarás un A.C o D.C en cualquier libro de historia, así que la idea de si creemos o no en Jesús queda desarmada ante la evidencia histórica. Un evento violento marcó el tiempo de la humanidad. El sacrificio de Cristo fue permitido para darnos un verdadero sentido en la vida existente y la futura.

También Cristo fue ofrecido en sacrificio una sola vez para quitar los pecados de muchos; y aparecerá por segunda vez, ya no para cargar con pecado alguno, sino para traer salvación a quienes lo esperan.- Hebreos 9:28

Tenemos la oportunidad de compartir esta esperanza. Nuestra responsabilidad como iglesia es continuar llevando esperanza a todo el mundo y disfrutar del beneficio de la salvación que tiene promesas eternas para nosotros. Que esta violenta esperanza no pase desapercibida en nuestra vida.

 

Verdad de la Semana:

Compartamos nuestra violenta esperanza.


33 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo